"Nos hemos mudado. Pincha enlace rojo. Nos hemos mudado. Pincha enlace rojo.

HÜTTE

Me escapé un rato, el viernes, al terminar la parte oficial de la Asamblea, después del almuerzo, a la Fundación Telefónica, para ver la exposición de fotografías de Axel Hütte, titulada originalmente como “Terra incognita” y que, a España, ha llegado traducida como “En tierras extrañas”.



Son fotografías de tamaño gigantesco, de paisajes, pero interpretados por la lente y, por tanto, por la mirada del autor. Son fotos de paisajes casi apocalípticos, equinocciales, que dan idea del pavor y el terror que tuvieron que suponer para aquellos exploradores, viajeros y descubridores que se enfrentaban a esos parajes ignotos y amenazantes de los que nada sabían.



Impresionantes imágenes que conmueven y evocan unos tiempos que nunca volverán. Tiempos en que el hombre estaba desnudo ante la naturaleza y era, más que pequeño, realmente minúsculo.



Naturaleza espectacular, pero hostil, violenta, dura y descarnada.



A mí, desde luego, me ha encantado la exposición.



Si tienen ocasión, no dejen de verla.

Jesús Lens.








14 comentarios:

María dijo...

Gracias por la exposición de estas imágenes, a mí también me han encantado.

Te deseo un feliz domingo.

Un beso.

Nefer dijo...

Chulísimas las ímágenes.

Lía Vega Erao dijo...

Ummm interesante... si señor...

Jesús Lens dijo...

Y al tamaño industrial que están expuestas en Telefónica... espectaculares, sin duda.

María, gracias por esos buenos deseos.

Néfer, Lía, es una alegría saber que siempre estáis ahí.

eltercero dijo...

Tiene que ser espectacular con esos formatos grandes. Es ya sorprendente en el formato que nos ofreces. Gracias

Jesús Lens dijo...

Son imágenes que invitan a sumergirse en su interior. Que te hacen soñar. No son muchas, pero son impresionantes.

Sielitolindo dijo...

Holaaaa! me ha gustado lo de "sielito trianero"...gracias!

Me encanta la fotografía...Jesús, estas fotos son muy especiales...la soledad puede ser bella...

un besote

salud y cariño
Vane

Anónimo dijo...

Gracias por compartir, compae. Realmente espectaculares.
Rigoletto

JOSE ANTONIO FLORES VERA dijo...

Lo impresionante y mágico de las fotografías es comprobar cómo el ojo ha visto algo que, en principio, no tienes conciencia de haber captado. Una vez hecha la foto, la observas y encuentras en ella detalles que te pasaron inadvertidos cuando la ejecutabas. Es algo mágico, que siempre me ha cautivado.
Excelente muestra.

Jesús Lens dijo...

Es que sólo el nombre de Triana tiene mucha tela. Este fin de semana, mis cuates mexicanos y costarricenses hablaban de Sevilla como la ciudad del trabajo, la asamblea, etc. Pero cuando hablaban de la noche y la fiesta, se referían a Triana.

Son fotografías que te sumergen en mundos mágicos, de los te devuelven la mirada del vacío... y te invitan a saltar en él.

Fotografía, nuestro gran reto pendiente...

Me alego de que os hayan gustado, Alter, Rigoletto. Hay que trabajar la imagen tanto como las palabras.

Anónimo dijo...

La exposición, por lo que cuentas, tiene que ser una pasada. Y las fotos son impresionantes, ¡gracias!

Uy, qué morriña de campo tengo...

Claro

Sielitolindo dijo...

ayyyy, si es que Triana...

muaaaaaac!!

Vane

Alfa79 dijo...

¿ Por qué muchas de las imágenes que nos ofrece la naturaleza, nos parecen extrañas ?

Las fotos son tan bellas; bellas por naturaleza.

"Estos mayores son, decidídamente muy extraños" (El Principito).

Alfa79

Jesús Lens dijo...

¿Quizá porque todo lo que no esté amaestrado y domesticado ya nos da miedo?