"Nos hemos mudado. Pincha enlace rojo. Nos hemos mudado. Pincha enlace rojo.

KILÓMETRO UNO DE LA MEMORIA DE ANDALUCÍA

La columna de hoy viernes en IDEAL. Felizmente obligada por las circunstancias.

Un año queda. A estas alturas, ya se ha hecho famosa, en el skyline granadino, la perfecta combinación geométrica entre el Cubo de CajaGRANADA y esa colosal e impresionante Puerta de la Cultura, a través de la que se entrará a un museo muy especial: Memoria de Andalucía. Un año queda para que, por fin, se abra al público uno de los espacios expositivos y de creación que más darán que hablar a buena parte de los ciudadanos de Andalucía.

Toda la información sobre el Centro Cultural

en la web de CajaGRANADA


Se acaba de presentar un autobús pedagógico que circulará por toda Andalucía, por sus pueblos y ciudades, enseñando qué es Memoria de Andalucía, sus contenidos, sus intenciones y los tesoros ocultos que albergará en su interior. Un Museo interactivo en que aprender nuestra historia sea una actividad instructiva, agradable y lúdica, donde tendrán cabida el arte, las costumbres, la geografía, la historia y la gastronomía de nuestra comunidad.

Un año para que se haga realidad un sueño que se viene gestando desde hace tiempo y cuya cuenta atrás, por fin, se desgrana en meses. Un año para que un proyecto colectivo se materialice en un monumento arquitectónico imperecedero en el que los contenidos estarán, a buen seguro, a la altura de un impactante continente.



Doce meses para que Granada se pueda convertir, con hechos, en esa capital cultural de que tanto se habla y tan poco se deja ver. Doce meses para que un nuevo foco cultural promueva, cree y difunda ideas y pensamientos, suscite debates y genere conocimiento, arte y creación.

CajaGRANADA está dando pasos de gigante para conseguir que Granada y, por extensión, toda Andalucía, se conviertan en potencia cultural de primer orden. Hoy se ha puesto en las carreteras y caminos de nuestra región un autobús que servirá para acercar la memoria de Andalucía a todos los ciudadanos y, hace unos días, la entidad ahorrista anunció la convocatoria del que será el premio de Novela Histórica escrita en español más importante del mundo.



La novela histórica se ha convertido en uno de los géneros más populares del momento. Hablamos de un género histórico sólido y bien documentado, pero ágil y atractivo para los lectores que, por supuesto, vaya más allá de esas novelas esotéricas que hunden sus tramas en acontecimientos del pasado más o menos ciertos. Además, su Obra Social ha puesto en marcha un taller multidisciplinar sobre la violencia en el siglo XXI, en el que participarán los mejores profesionales relacionados con los distintos temas a tratar y la exposición sobre Egipto y Nubia está cosechando un aluvión de visitantes sin precedentes.



Un año queda para que, en el nuevo centro cultural de CajaGRANADA, las exposiciones, la creación, el análisis y la reflexión encuentren un espacio propicio para crecer y desarrollarse, lo que redundará en beneficio de todos los ciudadanos. Así, la entidad financiera granadina es hoy, un poco más, la caja de ahorros de todos los andaluces.

Jesús Lens Espinosa de los Monteros.

Para tener información mensual de actividad de Obra Social CajaGRANADA, os podéis suscribir a este Boletín Electrónico de Noticias, que se emite una vez al mes.


24 comentarios:

Abel dijo...

Ahora resulta que la "Puerta de la Cultura" es lo que yo llamaba el "Mazacote de Hormigón"...pero mira que soy inculto e insensible!!

JOSE ANTONIO FLORES VERA dijo...

Confieso que no me gusto nada el impacto visual del Cubo desde San Miguel Alto, ya que rompía toda esa belleza serena de la Vega, pero luego han venidos monstruos como el Nevada - que nada tiene que ver con el Cubo por supuesto - y otros desmanes que están haciendo de nuestra Vega unos zorros. Luego he visitado el Cubo, sobre todo en cuestiones no relacionadas con la actividad económica, en dos ocasiones: una para participar como ponente en unas jornadas sobre Riesgos Laborales y otra en calidad de exconcejal y me gustó la geometría interior. Son contradicciones que tenemos los legos en arquitectura. Pero me alegra por su parte que la entidad financiera más potente de Granada se ocupa de esos asuntos culturales de los que no se ocupa la Junta y poco el Ayuntamiento. Estaremos atentos a esa Puerta de la Cultura, amigo,

Carrasqueño dijo...

Ex - concejal, ¡Manda “trillos” desde donde se pone a mirar el “Cubo”! Me acuerdo de un chiste: unas monjas se quejan a su obispo de que un tío se pone a hacer gimnasia desnudo frente al convento. Va el obispo, mira por la venta y ve, en otra ventana situada a 30 m, a un tío haciendo movimientos rítmicos: Hermanas –dice- vs. ven lo que se le ve a Nuestro Señor en la Cruz: desnudo de cintura para arriba. Si, si –contesta la novicia-becaria: ¡pero si lo mira desde lo alto del armario seguro que le ve los cataplines!
Zapateros y Apeles los hay en todas las épocas…y tenga la seguridad que CajaGranada lo hará bien.

JOSE ANTONIO FLORES VERA dijo...

Si usted conoce Granada este es uno de los mejores lugares para observar Granada y lo que queda de su Vega. Por cierto, no he comprendido el chiste.

Fondo Norte dijo...

Por algún lado tendría que repercutir la explotación a los becarios de Caja Granada.

Sólo espero que la entrada sea libre.

Gu. dijo...

Cómo mola eso del "skyline granadino"...

Jesús Lens dijo...

Fondo, yo que empecé como becario en la Caja, te aseguro que no me quejo.

Abel, no se trata de cultura o no. Realmente el Cubo impacta, pero esa zona estaba destinada en los planes urbanísticos de Granada a Arquitectura de Vanguardia, como el barrio de la Defense de París o Postdamerplatz en Berlín.

¡¡Se trataba de hacer cosas diferentes!

Y el Cubo por dentro es una maravilla.

¿Lo conocéis?

Gu, gracias.

Fondo Norte dijo...

Patón, yo también lo fui, por eso lo digo. Entiendo que no te quejes porque imagino que ya no lo eres, de que te vas a quejar. Es lo que pasa cuando se sube en la empresa, se pierde la perspectiva de los que están debajo, con contratos de 5 horas por cuarenta mil pesetas sentado al lado de alguien que hace el mismo trabajo pero que gana 7 ú 8 veces lo que el becario, si es que al becario le pagan que esa es otra, y encima te obligan a que eches 7 horas, insinuando que es la única forma de tener opciones en el futuro.

Es lo que tiene ser becario, que te las comes dobladas.

¿Obra social? Si, de cara a la prensa y a la opinión pública, porque lo que es de puertas para adentro... Yo lo denuncié al representante de CC.OO. de la caja, pero chico, como el que oye llover.

Ahora a la explotación la llaman becas de formación..... y uno que creía la esclavitud la habían abolido.

Jesús Lens dijo...

Fondo Norte, en los hospitales están los MIR, existen las pasantías de los abogados, en el gremio de la hostelería hay ayudantes de camareros y los becarios de los periódicos...

Fondo, cuando uno empieza a trabajar, es lo que hay, en toda la sociedad. Pregunta en las Universidades, a los chavales que empiezan en los departamentos...

Yo empecé como becario, pasé por todos los contratos temporales que imaginarse pueda, pero los doy por bien empleados, por supuesto. Que en la caja han pasado a plantilla, en diez años, muchos cientos de personas.

Fondo Norte dijo...

No quiero entrar más al trapo con el tema porque jamás nos pondremos de acuerdo.

Podríamos decir que en la vida siempre ha habido aprendices, pero de ahí a que todos los años entren en determinadas empresas cientos y cientos de becarios para que luego solo se queden cuatro, es cuanto menos aprovechar la desventaja con que dices parten los universitarios y jugarla a favor el empresario en su cancha. Mucha precariedad y poca estabilidad, poco salario (si es que encima tienes derecho a él, que muchos trabajan hasta gratis, que ni en la antigua mili) para un servicio con tanto empeño e ilusión por aprender.

En fin, hace muchos siglos la esclavitud también estaba socialmente aceptada y regulada por ley, un plato y una cama era suficiente contraprestación. Entiendo que justifiques a tu empresa, es el coorporativismo normal que se puede esperar.

Un saludo

Jesús Lens dijo...

Fondo, sé que lo más fácil es pensar que uno siempre tiene la razón y que otro defiende la contraria por razones espúreas o meramente alimenticias, pero las cosas no son como las cuentas.

Si un becario tiene buenos informes de sus responsables, en la Caja, suele ser contratado en un porcentaje mucho más alto del que dices.

y la comparación con la esclavitud, sencillamente, no aplica. Que yo sepa, nadie pone una pistola en la cabeza a un becario para que solicite su entrada en la caja o para que venga a trabajar todos los días.

Ser becario es una inversión de futuro, en la caja y en cualquier otra institución.

Puede gustarnos o no, pero es lo que hay. Quizá veas un sistema como el de un grupo financiero, en que te hacen contrato desde el primer día y t hacen fijo a los seis meses, siempre que trabajes de 8 a 20... o en esos centros comerciales que abren domingos y festivos.

O quizá todo te parece mal (y no digo que sea un error) y decides salirte del sistema. Pero entonces ¿de qué vives?

Fondo Norte dijo...

Hombre, ya sabemos que del orgullo no se come, pero que tampoco coman otros de tu plato ¿no?

La exclavitud ha sido una comparación de lo socialmente aceptado. Desde luego a nadie lo amenazan ni lo obligan a ser becario, pero la amenaza es que no hay otra cosa y que en la puerta hay cientos como tú esperando "esa oportunidad" y de eso se aprovechan determinadas empresas con determinados convenios con las universidades.

Un día hablabas de herencias refiriéndote al señor Botín y su hija, estos por lo menos son el sector privado, pero una caja, donde la herencia le viene a uno por estar dentro de la familia política, es un ejemplo significativo "del interés social que tienen las cajas" o más bien del que tienen los políticos por controlar las cajas y su dinero.

Del pleno empleo a la precariedad en el empleo solo hay un paso.

Si toda una caja de ahorros tarda 2 años en hacer fijo a un becario ¿como una mísera financiera de centro comercial va a hacer fijos a sus empleados en 6 meses? Perdona, pero no me lo trago.

Lo dicho, jamás nos pondremos de acuerdo.

Jesús Lens dijo...

¿Quién ha hablado de mísera financiera de centro comercial? Hablo de un gran grupo bancario con miles de oficinas.

No sé ómo habrá sido tu experiencia en la Caja (pero vamos, que tiene toda la pinta de haber sido negativa) pero te aseguro de las condiciones de la Caja son infinitamente mejores a las de la mayoria de las entidades financieras de este país, incluyendo a otras cajas de nuestro entorno.

y eso no es opinable. Es una cuestión de convenios colectivos. Y de su aplicación en la práctica. ¿No crees en el sistema de becas?

Bueno, es una opinión.

Politización de las cajas. Qué gran tema. El Banco Santander y el BBVA no lo están ¿verdad?

Fondo Norte, no me seas iluso.

Anónimo dijo...

Mi experiencia en la caja fue bastante buena a pesar de todo lo que te he dicho, gracias fundamentalmente a la ilusión y el esfuerzo que todos ponemos cuando inicias un proyecto nuevo y a los grandes compañeros con los tuve el placer de trabajar. A mi lado un gran profesional (ex-liberado sindical) con el que tuve el placer de charlar largo y tendido acerca de lo que es la caja y sus tejemanejes. Su opinión sobre los becarios no difería mucho de la que te planteo. Fue la persona más sincera que encontré en toda la empresa a diferencia del departamento de recursos humanos, que ante ciertas preguntas incómodas se hacían los remolones y yo obtenía respuesta gracias a mi compañero.

Estoy a favor de las becas de formación, lo que ocurre es que se confunde la formación (la semana que dura el cursillo) con los 5 meses y 3 semanas en los que desarrollas el mismo trabajo que un asalariado. Mi compañero ganaba más de 7 veces lo que un becario, él mismo lo veía injusto. A él le pagaban religiosamente a final de mes, yo me tiré 3 meses sin cobrar porque no se habían aprobado los presupuestos (el becario es un presupuesto, no un trabajador). Tuve que dejar mi trabajo para hacer la beca, ingresaba menos dinero trabajando más horas, y encima tardaba en cobrarlo. Ironías de la vida.

¿Convenios para becarios? Los hay mejores sin duda, solo tienes que cruzar la acera.

Aquí me podrás corregir, las cajas son públicas porque son de interés social y el control corresponde a las diputaciones si no me equivoco, ellos nombran, quitan, ponen a sus cargos ejecutivos y de control ¿no?. Un banco es una entidad privada, está formada por socios, inversorres, que es a los que se deben, si los bancos están politizados o no atenderá a sus intereses económicos y a la cama que le ponga el político de turno (cosa que también dice mucho de éste y de la propia política). En cambio una caja está obligada por ley a fines sociales y existen mecanismos que velan por ello ¿no?

A priori, no tienen nada que ver, pero claro, sólo a priori, la práctica nos demuestra que no es así, lo demuestra la escasa diferencia en los márgenes de rentabilidad entre cajas y bancos.

Ya te he dicho que no quiero que me des la razón, solo exponer mis opiniones, por eso me gustaría que este museo fuera de acceso gratuito, y así lo deseo. Total, seguro que luego los que pongan de atención al público o guías de museo serán becarios.

Un saludo

Fondo Norte

Jesús Lens dijo...

Quiero suponer, de esta parte que cuentas sobre la naturaleza de las cajas, que no te hablaría tu compañero ¡no? Porque menudo cacao.

Sólo te diré que por ley, las cajas no pueden tener en sus órganos de gobierno más de un 49% de representantes públicos. O sea que son privadas. Y ese máximo de un 49% lo tienen que repartir las corporaciones locales, diputación y gobierno autonómico.

A mí no me gustaba el sistema de remuneración de becas. Y yo hice un año completo. Pero reconozco que abre puertas, te mete en el mundo profesional y es una buena vía para comenzar la vida profesional, terminada la carrera. Vale que les podían subir el importe, pero no es un mal sistema.

Fondo Norte dijo...

Si son privadas las cajas ¿por qué normalmente es un político el que la suele presidir? ¿reparten dividendos, puedo comprar acciones o participaciones, cotizan en bolsa?

¿De quién es el 51% restante?

Si son privadas como tú dices, ¿acaso tiene más poder el 49 % que el 51 %?

En fin Patón, no nos pondremos de acuerdo.

Jesús Lens dijo...

¿Y que pasó cuado el BBVA intentó comprar la Banca Nacioanale de Laboro, tan privada ella? Que se lo impidieron. ¿Y las OPAS de las electricas? ¿Y el Northern Bank inglés tan rpivado, que cuando tiene riesgo de quebranto por las subprime es nacionalizado? ¿Es esa la privatización de que hablas, el capitalismo de mercado?

O lo mismo piensas que el Banco Santander está en el mercado para que llegue un conglomerado chino y se haga con él.

Por favor Norte, no pierdas el idem.

Pero bueno, como dices, no nos pondremos de acuerdo.

Una sola pregunta, ¿cuando has participado de alguna actividad cultural o social en Granada patrocinada, subvencionada, ayudada o pagada por el Banco Santander? ¿Y por CajaGRANADA?

Pues eso.

Fondo Norte dijo...

Que yo sepa, hoy por hoy, el Santander difícilmente podrá ser absorvido, mucha tela habría que amoquinar, pero que mucha.

Cuando estudiaba en la facultad pillé una carpeta de Universia del Santander, ya es más que lo que me regaló Caja Granada, que solo me dieron una palmada en la espalda, eso y obligarme a abrirme una cuenta en su entidad si quería cobrar la beca claro.

Lo de las opas de las eléctricas ya sabes por donde ha ido, sanción incluida de la UE al gobierno español por su intervencionismo encubierto.

La nacionalización del Northern Bank ya es más de lo que hacen los sucesivos gobiernos españoles, allí nacionalizan empresas en crisis para salvarlas de la quema y evitar despidos y proteger sus mercados, en España ocurre lo contrario, las públicas se privatizan cuando la mala gestión pública las lleva a la bancarrota. El mundo al revés.

Obras sociales o culturales de Caja Granada he participado en pocas, la verdad, aquí por Baza no es que se hagan muchas. Tan cerca y tan lejos .

Jesús Lens dijo...

Amigo Fondo, estamos de acuerdo en que, por tanto, la economía está politizada, más allá de las Cajas ¿no?

Y en que ese "pocas" que pones al hablar sobre las actividades de la Caja denota que en algunas has participado ¿no?

Pues ya es un punto de acuerdo ¿no te parece?

Anónimo dijo...

Puntos de acuerdo hay muchos, pero me desvías el tema como yo lo he hecho con tu post sobre el museo.

Todo está politizado amigo Patón, no sólo la economía, desde los consejos escolares hasta las asociaciones de barrio.

Pero no es lo mismo estar politizado o influido (que todo lo está) a que sea el propio político el que toma las decisiones. La velocidad y el tocino.

Sólo he ido a exposiciones, pero siempre que me ha pillao en Graná, la caja se deja caer poco o nada por aquí. Ayer vi ese autobús del que hablas aquí aparcado, es lo más que veremos por aquí, y eso que tenemos a un conocido bastetano en uno de los órgano de control de la caja. Un retirado de la política, que le dieron el puesto y luego el apoyó al alcalde bastetano en las elecciones como ilustrísima que lo fue. Al final todo se convierte en favores amigo Patón. Así como otros que creo no pegan un palo al agua desde que se formó una ejecutiva nueva y se designaron los puestos de confianza, pero cuesta una pasta despedirlos, ahí están, leyendo el periódico toda la mañana. Esos pueden ganar hasta 20 veces lo que un becario.

Los mayoría de los políticos no han trabajado en su vida, algunos podrían aprender mucho de los becarios que ellos mismos explotan en la caja.

Fondo Norte

Jesús Lens dijo...

Amigo Fondo, creo que más o menos hemos llegado a un punto de equilibrio, que no de acuerdo. No hay tanto desocupado leyendo el periódico. Al menos, no más de lo que vi en una entidad financiera bancaria, donde se prodigaban las "visitas a la notaría" de todo un jefe de cartera al que le hacían el trabajo los contratados por cuatro duros...

Es ley de vida, querido amigo.

Fondo Norte dijo...

Así es, ley de vida y milagros, la ley de vida que imponen las ratas.

Dejémoslo estar.

Un saludo.

Javier Callejón dijo...

¡¡¡Vaya debate sobre la situación laboral de los becarios!!! Ese creo que será un tema del que prefiero no hablar ahora, pero en cuanto a la arquitectura de Caja Granada... todo un referente a nivel internacional. Claro que cuando se levantó el Cubo impactaba a la vista, como cualquier gran cambio hasta que llega el momento en el que se te acostumbra la vista. Y con el museo me imagino que ocurrirá lo mismo, pero a la larga se convierten en símbolos de los que tenemos que estar orgullosos porque se encuentren en nuestra ciudad. Ejemplo de ello podría ser como en la corta vida del Cubo ya ha logrado importantes premios de arquitectura y hemos tenido la oportunidad de verlo en anuncios de televisión.

Jesús Lens dijo...

Ahí le has dado Javier. ¿He de decir que te doy toda la razón?

Estuve en las obras del Museo y va a ser una cosa colosal e impresionante de la que podrán disfrutar miles y miles de ciudadanos.